Artymagen

Cuando el Grupo “Andanzas” se fusiona con el recién inaugurado Colectivo Artymagen en 1988, Colectivo en el que por cierto “Andanzas” había colaborado a su creación, quiso que su última producción dos años después fuera rodada en su seno: Diálogos en silencio. Sería el punto y final de un grupo del que ya hemos hablado y que dejó una estela importante. Durante los años siguientes, Artymagen no se adentró en la producción cinematográfica principalmente por falta de medios, era un grupo en pleno desarrollo y que daba sus primeros pasos con todos los problemas que ello conlleva y el principal como nos podemos imaginar era el financiero, además de definir su propia identidad como Colectivo que sería pronto zanjado. La entrada de savia nueva como los hermanos Alfredo y Carlos García, y las propias ganas de afrontar un reto como era la realización del primer corto de la era Artymagen y a la que se unió la experiencia del antiguo grupo “Andanzas”, sería el desencadenante que daría pie a su primera producción: El cuadro.

Sería en 1994 cuando se dio forma al corto en la que intervinieron varias personas. La idea original de la historia partió de Santiago y Carlos García, Alfredo García se encargaría de escribir el guión literario y el autor de este articulo confeccionaría el técnico para posteriormente dirigir la película. En ella trabajaron un número importante de gente: Luis Hijazo y Miguel Molina en la toma de sonido, Eusebio y Santiago Zalba en la iluminación, Ernesto Cossio y Octavio Pardos en la composición musical, en la cámara y el montaje estuvo Carlos García y como encargado de producción Alfredo García. Todo un gran esfuerzo que según mi opinión sirvió para realizar uno de los cortos más logrados del Colectivo. En cuanto a la parte interpretativa es destacable Nacho Tabuenca que venía de interpretar películas del grupo “Andanzas” tan significativas como Detrás de la ventana. A este actor se unirían María José Granged y Luis Miguel Domínguez, este último se convertiría en el actor principal del Colectivo Artymagen y en su compositor musical. La historia se basaba en la vida de un pintor fracasado y de su particular vecino a quien le regala un cuadro. Este, con graves problemas económicos y alguno que otro mental, decide matar al vecino pintor y después vender el cuadro en la creencia que con la muerte de este se revalorizaría. En fin, casi como la vida misma.

En 1995 Carlos García realizaría su primer cortometraje y la segunda producción del Colectivo: Shanghai. El equipo de rodaje sería muy semejante a la primera producción con algunos cambios: en el montaje se encargaría esta vez Alfonso Rosado y en la parte interpretativa se incorporarían Chema Novoa, María Jesús Aisa y Pablo Broto que se unirían a Luis Miguel Domínguez. La parte musical estaría compuesta e interpretada por Rosa Sole y Raúl Kerkoff. Una historia por cierto y llevando con esto la contraría a su director muy bien desarrollada. Cuenta la vida de un crítico musical que utiliza las ondas de radio en un maratoniano programa para ensañarse de manera despiadada con un grupo musical: “Shangai”. Una pesadilla un tanto premonitoria le hace reflexionar sobre su actitud para con este conjunto. El guión muy bien construido, sería escrito por Juan Pablo Ortiz de Zárate que trabajaría posteriormente en otras producciones del Colectivo.

En este mismo año del 95 se realiza un audiovisual titulado Mi pantalla mágica y que era un homenaje a los 100 años de cine. El proyecto se realizó de manera original como un audiovisual fundiendo imágenes (diapositivas) con sonido. “MK digitales” o lo que es lo mismo Miguel García y Cristina Solanas se encargaría más adelante en transformarlo en formato digital. El innovado documental utilizaría la voz en of de un viejo conocido colaborador del grupo “Andanzas”: Pablo Jesús López. En la foto fija trabajarían Santiago Zalba y Marco Antonio Sarto y con la colaboración especial de Miguel Villegas, el guión y la dirección corrió a cargo del autor de este artículo.

En 1996 Artymagen producirá Obsesión con un elemento innovador como es la utilización del ordenador en el montaje y realizado por “MK Digitales”. Esto supondría una auténtica revolución en las expectativas del cortometraje y un avance cuantitativo de especial importancia. El guión y la dirección correrían una vez más del autor de este artículo. La interpretación sería en sus papeles principales de Luis Miguel Domínguez, Chema Novoa y María Jesús Aisa. La composición musical y la interpretación de la canción estarían a cargo del propio Luis Miguel, las cámaras y el sonido se lo repartieron Carlos García y Juan Carlos Moreno Lobera y la iluminación de Santiago García y Eusebio Peiró. La película se adentra en un conflicto puramente psicológico, la pérdida de un amor que entra casi en lo onírico hace que el protagonista no acepte su ausencia construyendo un fantasma a la medida. El conflicto llega a su punto cuando el fantasma y la realidad se encuentran, entonces se producirá la locura y con ella la tragedia.

El título Tragantúa PC es sin duda el corto con el guión más original de los producidos hasta la fecha por Artymagen. Esta realización se remonta al año 1998. El fenómeno social de las comunicaciones Internet y el uso casi obsesivo del ordenador fue la inspiración de esta película. El corto es una alegoría sádica a las horas que el ordenador devora de nuestras vidas, el ordenador de Tragantúa sencillamente se come literalmente a todo aquel que lo maneja. La interpretación estuvo a cargo de otro viejo conocido de “Andanzas”: Marco Antonio Sarto acompañado de Alfredo García. El equipo de rodaje sería similar a otras producciones del Colectivo esto es: cámara Juan Carlos Moreno Lobera, scrip Adolfo Gajón, foto fija Pablo Broto, música Luis Miguel Domínguez, montaje y efectos Miguel y Cristina (MK Digitales). El guión y la dirección corrieron por parte del autor de este artículo.

El año 1999 fue el del estreno como director de Alfredo García que se enfrentaba con su “ópera prima” titulada Sin frenos. El cortometraje estaba basado en un guión de Juan Pablo Ortiz de Zarate. La historia comienza con la partida frívola protagonizada por un grupo de amigas, la perdedora tiene que pagar una prenda poco apetecible como es la cita a ciegas con un chico que sus amigas elegirán. Se realizó un gran esfuerzo para la realización del corto, la interpretación fue más amplia de lo normal, en ella estuvieron María Jesús Aisa, Pablo Lozano, Pilar Berdun, Manuel Santander, Belén Rueda, Marta Rabadán y Cristina González entre otros. En la foto fija trabajo Oskar Loma, de la iluminación se encargo Santiago García, con las cámaras estuvieron Carlos y Miguel García, en la edición digital Cristina Solanas y Miguel García, el maquillaje de María Jesús Aisa, en el apartado del scrip Esther Colas, la música estuvo compuesta e interpretada por Rosa Sole, Raúl Kerkhoff y Guisante. Como podemos ver un gran esfuerzo de personal para una producción que puede considerarse como interesante.

Poco después en el 2000 llegaría El cuentacuentos, personalmente fue un reto para mi. Al reducido espacio con el que se disponía para dar sensación de angustia, había que sumar los 11 actores y cámara que tenían que moverse por ese mismo lugar, todo ello llevó al estudio preciso del espacio y volúmenes de la sala hasta puntos obsesivos. La historia es un discurso sobre la libertad en una sociedad futurista donde la realización de cualquier desarrollo creativo y pensamiento individual estaban prohibidos, incluso la lectura era considerada como una actitud grave de rebeldía ante el “Gran Consejo”. La libertad terminará por abrirse paso gracias a la abnegación de un grupo de “sediciosos” que tendrán que enfrentarse a la represión y al consiguiente antídoto por su comportamiento: las terribles casas de reeducación mental. El amotinamiento de uno de aquellos antros y la lectura final de un pasaje del Quijote será una ventana abierta a un futuro esperanzador. La película tuvo numerosos ensayos, sobre todo para acostumbrarse al menguado espacio. Todos los movimientos estaban ensayados de antemano por lo que el rodaje se realizó en tan solo dos días. El cuadro de actores estaría formado por Tomás Martín, Lilian Violade, Luis Miguel Domínguez, Rubén Serrano, Khadija Jermuni, Oskar Loma, Julio Molina, Eusebio Peiró, Alfredo García, Adolfo Gajón y Víctor Puga. El equipo de rodaje estaba compuesto por Miguel García en la cámara, en el montaje Cristina Solanas, foto fija de Pablo Broto, música de Luis Miguel Domínguez, carátulas y diseño gráfico Santiago García, como ayudante de dirección se encargo Juan Pablo Ortiz de Zárate que realizó un trabajo de apoyo importante, y en el guión y la dirección el autor de este artículo.

El segundo cortometraje de Carlos García llegaría en 2001, un trabajo de contexto puramente psicológico donde el miedo irracional es capaz de llevar al protagonista a situaciones terribles, el corto llevaría por título: Miedo. El trabajo sería llevado de manera eficiente por su director creando situaciones muy logradas como la escena del bar donde tiene lugar el desenlace final de la historia. La película estaría interpretada por Marco Antonio Sarto, Víctor Puga, Tasio Peña, Esther Colás, Santiago García, Pablo Broto, Jorge Lacasta, Julio Molina, José Luis Corral, Oskar Loma y Armando Serrano. En las cámaras estaban Alfredo García y Esther Colás en la edición digital Esther Colás y Santiago García, en la foto fija Víctor Puga, del maquillaje se encargo María Jesús Aisa y de la música Luis Miguel Domínguez.

La actividad actual del Colectivo en su área de cine y audiovisual se basa en reportajes de exposiciones y acontecimientos relacionados con las actividades propias de Artymagen sin descuidar otros proyectos que están en estudio. Las proyecciones de ciclos comerciales y cortos de otros grupos son también una parte destacada en el desarrollo y difusión del cine dentro del Colectivo, así como la preparación de cursillos sobre el guión cinematográfico.

La labor del Colectivo Artymagen en el cine es muy variopinta. El trabajo de diferentes directores con sus particulares puntos de vista: el cine de Carlos García con sus cargas psíquicas, el de su hermano Alfredo con una concepción especial de las relaciones personales, o el propio de un servidor que sigo manteniendo un concepto de cine social heredado de mi viejo y querido grupo “Andanzas”, hace que no se tenga un rasgo definido haciéndolo rico en matices y sobre todo en su concepción personal. El cine de Artymagen no tiene una unidad porque diferentes son sus creadores, sus métodos y sus ideas, haciéndolo según mi opinión atractivo y fresco.

 Armando Serrano

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s